Conéctate para seguir esto  
Thala

Caballero Thala'riel Thirys

Recommended Posts

 

thalariel-ficha.png

Diseño de la ficha realizado por @Psique  ( The real Husbando)                           

Editado por Thala
  • Like 5

Compartir este post


Enlace al mensaje

Historia

 -Inicio

 

Spoiler

 

Otra de esas noches, aquella se había acabado convirtiendo irremediablemente en otra de esas malditas noches, una de esas noches donde la luna se esconde, donde su luz es tan tenue que apenas ilumina el pavimento de las calles por si misma, otra de esas noches en las que parece que esa maldita Luna sienta vergüenza de observar lo que antaño fue un glorioso reino.. o tal vez sea miedo.

Postrado en su cama, sin mas luz que la de una vela exaltando sus últimos atisbos de vida , con una botella ya vacía de aquel vino barato que nubla el juicio y envenena la mente, sujetando otra vez sin darse cuenta, ese precioso colgante con la imagen del Sol entre sus manos, el colgante de su madre.

Lagrimas. Dolor. Odio.

Su mente no dejaba de torturarle con antiguos recuerdos de su infancia y su juventud.

Nació y creció en la bella ciudad de Quel'Thalas, su madre, Ilfana fue una sacerdotisa de la Luz, y se encargó de instruir a su retoño en sus creencias, y con el paso de los años hasta aprendió a manejarla, sin embargo aunque recordaba con un profundo afecto y un amor incondicional a su madre, a quien de verdad admiraba era a su padre, un elfo llamado Thala'Reus, guardia del mismísimo rey Anesterian Caminante del Sol, no solo era un guerrero excepcional y un elfo de gran honor, sino que estaba versado en la historia de su pueblo, y con esas historias educó a su hijo, en la espada y el conocimiento de quienes eran ellos, para que algún día sirviera al joven Kael'Thas como el había echo con el Rey.

Fue una buena vida, fue una vida feliz, hasta que la muerte en persona llegó a sus puertas.

La ciudad estaba patas arriba, se decía que el ejercito de los muertos había conseguido atravesar las defensas de las puertas mágicas y que Sylvanas había caído en batalla, los soldados corrían y formaban por las calles, preparándose para la inminente batalla mientras se intentaba llevar a los civiles a un lugar seguro, el quiso ayudar, primero a su padre, sin embargo no tuvo mucho tiempo de hablar con el, su deber estaba junto al Rey, y aun hoy en día recuerda sus ultimas palabras como si lo tuviera delante:

-Hijo mio- Dijo Tahala'Reus mientras se ajustaba los guanteletes de la armadura- Se que quieres ayudar a tu pueblo, se que piensas que estás preparado para luchar, que los entrenamientos han sido suficiente...- Suspiró-

-Padre.... Esta también es mi ciudad.. no puedo quedarme al margen de esto - Su voz temblaba de miedo, y las lagrimas comenzaban a caer de sus ojos-

-Thala, llegará un día en que portes nuestros colores con orgullo y defiendas a tus seres queridos.. pero hoy no es ese día.. Si os ocurriera algo a ti o a tu madre...- Colocó su mano sobre el hombro de su hijo- Ve con tu madre y cuídala, nos veremos en casa cuando todo esto acabe- Besó la frente de su hijo, empuñó su espada a dos manos y se marchó- 

Salió a la calle, el olor a podredumbre impregnaba el ambiente y le provocaba nauseas, y mientras buscaba a su madre el rumor de las espadas, los gritos de dolor y el humo del fuego empezó a alzarse desde la entrada de la ciudad, debía darse prisa. Encontró a su madre junto a otros sacerdotes, una luz los envolvía mientras bendecían a los soldados que marchaban al frente y rezaban por la supervivencia de la ciudad y de su habitantes. No recuerda cuento tiempo pasó, ni que habló con su madre, lo único que un perdura en su memoria es el momento en que el ejercito de muertos llegó hasta ellos, arrasando todo a su paso, como un gusano gigante y putrefacto que sembraba la destrucción a su paso, y que tras de el solo quedaba muerte y desesperación, todo era un caos, los soldados corrían de un lado a otro intentando detener a los muertos que avanzaban en tropel, mientras mas y mas muertos se esparcían por las calles y casas, asesinando a todo lo que encontraban a su paso, y no fue diferente cuando les encontraron a ellos, todo fue rápido y confuso, o tal vez su mente ha preferido olvidar los detalles de aquella macabra escaramuza, sea como fuere.. perdieron, y se encontró debajo de su madre, sintiendo un leve dolor en su mejilla y un abismo en su corazón, mientras el cuerpo inerte de Ilfana se interponía entre la hoja de aquel ser, y el. Gritó y aulló de rabia y tristeza mientras intentaba que su madre abriera los ojos, aferrándose al colgante que llevaba en su cuello, de no ser por uno de los Forestales, que apareció y consiguió sacarlo de ese infierno, habría sido otro cadáver marchando en el ejercito enemigo.

Lo llevaron a un lugar seguro, pero no reaccionaba, estaba totalmente en Shock y su ultimo recuerdo de aquel catastrófico día fue una inmensa Luz proveniente de Quel'danas... la Fuente del Sol había Caído.

Desde aquel día renegó de las enseñanzas de su madre, se suponía que la luz los protegía, que velaba por ellos.. pero no hizo nada cuando la muerte arrasó su ciudad, su pueblo, su familia. 

El paso del tiempo hizo mas fácil el día a día, sin embargo hay heridas que jamás se curan, y con las que solo aprendemos a convivir.

-Maldita sea! * Pegó un puñetazo a la pared* ¿ Por que es tan cruel es destino con nosotros? ¿ Que hemos echo para merecer este sino? ¿ No hemos sufrido suficientes desastres ya? - Suspiró, el regreso del principe Kael'thas le había devuelto esa chispa de vida que perdió junto a la fuente del Sol* - Ahora somos.... somos elfos de sangre... la sangre de los caídos no será olvidada, ¡Lo Juro! Hemos sobrevivido a los caprichos del destino una y otra vez, y ayudaré a mi pueblo a volver a ser la gran nación que un día fue.. y todos aquellos que nos agraviaron... lo pagarán con su sangre.

 

Eventos Posteriores ( proximamente)

Editado por Thala
  • Like 1

Compartir este post


Enlace al mensaje

Añado una imagen que, si bien tiene ya algún tiempo, se me olvidó postear/se cayó el foro. 

El bueno de Thala'riel con una vestimenta más cívica que la armadura de la Orden

3cbf8a90e0243551f5e01176796a7875.png

 

El autor de esta pequeña maravilla no es otro que el mago  @mimbrari,<3

  • Like 2

Compartir este post


Enlace al mensaje

Registra una cuenta o conéctate para comentar

Debes ser un miembro de la comunidad para dejar un comentario

Crear una cuenta

Regístrate en nuestra comunidad. ¡Es fácil!

Registrar una cuenta nueva

Iniciar Sesión

¿Ya tienes cuenta? Conéctate aquí.

Iniciar Sesión
Conéctate para seguir esto